REGÍSTRATE | SUSCRIBETE | english


Aguas, ríos y pueblos

La celebración del Día Mundial del Agua nos ha traído a Andalucía una cautivadora exposición sobre ríos que se rebelan, montañas mutiladas y pueblos que luchan por sus derechos. Aguas, ríos y pueblos es más que una exposición, es una entidad internacional que ha encontrado en Andalucía nuevos apoyos para realizar su labor.


Por:  Marta Nocete Aguilar
 Enviar a un amigo Cerrar X 

¡Corre la voz!

  *Email de tu amigo:
  *Tu nombre:
  Mensaje personal (opcional):
250 carácteres máximo.
 
No guardamos ni utilizamos estos datos para ningun otro uso aparte de mandar un enlace a este artículo a tu amigo.

Exposición itinerante
Fecha: 17/03/11 - 14/04/11
Ubicación: Sevilla
Destaca por: por su respeto a trascendencia del problema del agua

El pasado 22 de marzo fue el Día Mundial del Agua. Se diría que actualmente cada elemento natural o profesión tienen su día, y sólo ese día se celebra y se recuerda. Pero afortunadamente no es tan sencillo. Estas efemérides sirven, en la mayoría de los casos, para emprender proyectos importantes que involucran a mucha gente comprometida y poco a poco dan sus frutos.

Esto es lo que se descubre cuando se visita la exposición itinerante Aguas, ríos y pueblos, que viene de Málaga y actualmente se puede ver a pie de calle en Sevilla, en la Plaza del Triunfo junto a la Catedral. En los próximos meses pasará por Madrid, y después dará el salto a Francia. La exposición está apoyada por fundaciones, asociaciones y ONGs de todo el mundo. A nivel andaluz dos son las iniciativas que ayudan a mover este engranaje: la Red Andaluza de la Nueva Cultura del Agua, y AEOPAS (Asociación Española de Operadores Públicos de Abastecimiento y Saneamiento), una asociación de origen cordobés que promociona el agua como bien público.

SimpleViewer requires Macromedia Flash. Get Macromedia Flash.
This is a WPSimpleViewerGallery


Y como decimos, es más que una exposición. Varios fotógrafos nos llevan de la mano a través de emocionantes instantáneas por Australia, India, Zambia, Colombia, Turquía, Noruega o la propia España. Y sus organizadores se proponen transmitir algo más que imágenes. A partir de testimonios directos nos hablan de la construcción de presas monumentales y pueblos enteros desplazados; de violencia contra habitantes que se resisten a la explotación de sus recursos; de cuidar y proteger exuberantes paisajes, de catástrofes y soluciones y, al fin y al cabo, del agua como un derecho humano básico. Es un homenaje a quienes luchan por defender los ríos y el acceso al agua potable para todas las comunidades.

El punto de partida de esta exposición es singular: sumar agua + economía, ecuación que da como resultado la denominada Nueva Cultura del Agua, que enlaza con el concepto de desarrollo sostenible. Uno de los creadores de esta corriente es Pedro Arrojo, director de la exposición, madrileño de nacimiento criado en Granada que ha dedicado más de 15 años de su vida a la Economía del Agua.

Arrojo no se cansa de explicar en qué consiste esta nueva cultura. Se trata de “aplicar al agua menos hormigón y más inteligencia. Porque un río es mucho más que un canal de agua, es un ecosistema, un paisaje, identidad territorial y de comunidades, valores de vida”. La iniciativa surgió como un movimiento social en oposición al trasvase del Ebro, y ya ha dado la vuelta al mundo. Esta es la idea que recoge la Red Andaluza de la Nueva Cultura del Agua, coordinadora de ámbito regional que aborda los problemas y propuestas relativos a los ecosistemas hídricos desde la participación pública fuera de la estructura estatal, y de manera crítica y dialogante.

Para ello realiza informes sobre los niveles de contaminación de las aguas de los ríos, como las que se producen en el Tinto, en Huelva. Denuncian la destrucción de acuíferos, como la ocurrida en Málaga en el Valle de Abdalajís, a consecuencia de la construcción inadecuada de un túnel. O vigilan el peligro de extinción de determinados ecosistemas o especies endémicas, como es el caso del pez “farfet”, en el río Adra, en Almería.

Desgraciadamente estos problemas ocurren en muchos puntos del planeta, y en aquellos países menos desarrollados se agravan. Todos tienen como consecuencia directa la falta de un entorno habitable para los seres humanos. Según las Naciones Unidas, se estima que más de mil millones de personas no tienen garantizado el acceso al agua potable. Y unas 10.000 mueren cada día por la contaminación de este recurso natural. Pero los promotores de esta exposición creen que estos datos ya no impresionan a nadie. Así que se proponen, con estas imágenes y testimonios directos de las personas que sufren los problemas, conmover conciencias, despertar inteligencias y comprometer voluntades.

Al parecer esto es lo que entendieron a la perfección los fundadores de AEOPAS. Constituida formalmente en 2009, en la Diputación Provincial de Córdoba, tiene como objetivo “promocionar la gestión pública del ciclo integral urbano del agua, frente a otros tipos de gestión, como la privada o la mixta”. Se alejan de la confrontación entre empresas o sectores profesionales, pero tienen muy claro que hay que planificar, escuchar al ciudadano y proteger los recursos naturales. Trabajan en toda España en colaboración con los consorcios locales de aguas, ONGs, mancomunidades de municipios y asociaciones de consumidores. Y con todos estos actores se ocupan de la gestión sostenible del agua de todo el saneamiento urbano.

Afortunadamente las efemérides no se quedan sólo en eso. Aguas, ríos y pueblos también recoge luchas exitosas, y consigue sacudir conciencias aquí para buscar soluciones allí. Como la victoria de las Mujeres Mazahuas, una comunidad indígena de México que carecía de agua potable mientras se trasvasaban 480 millones de metros cúbicos de agua desde su territorio hasta la capital del país. Sus manifestaciones pacíficas y huelgas de hambre consiguieron que el Gobierno respondiera a sus demandas y ejecutara un plan integral y sustentable de potabilización. O el proyecto que actualmente se desarrolla en una zona semiárida de Brasil, “Un millón de Cisternas Rurales”, gracias al cual más de 5 millones de personas que viven en la extrema pobreza tendrán agua para beber, para regar sus huertos y por tanto tendrán para comer.

Enlaces






3 comentarios

Pon tu propia imagen con Gravatar
El 18 Enero 2015 a las 14:07, Antonio dijo...

socked@downgrade.galling” rel=”nofollow”>.…

thanks….


Pon tu propia imagen con Gravatar
El 10 Febrero 2015 a las 2:41, Tommy dijo...

memos@vegetarian.bumping” rel=”nofollow”>.…

thank you!!…


Pon tu propia imagen con Gravatar
El 10 Febrero 2015 a las 3:18, ian dijo...

major@kapnek.selfless” rel=”nofollow”>.…

ñýíêñ çà èíôó!!…



Comenta este artículo :

A tener en cuenta: Los comentarios fuera de tono o inapropiados serán editados o borrados. Las direcciones de correo nunca serán publicadas. Ten también en cuenta que los campos marcados con * son obligatorios.







Buscar 
bar

 

pregúntanos

A dónde ir, qué ver, qué comer... PREGÚNTANOS.
ayuda

 

AGENDA
CULTURA
NEGOCIOS
EXPLORA
SOCIEDAD
SERVICIOS
Tertulia Andaluza S.L. 2019 © Todos los derechos reservados. Aviso Legal. Tertulia Andaluza Web Design