REGÍSTRATE | SUSCRIBETE | english


Rebujito

“De Despeñaperros para arriba se bebe calimocho y de Despeñaperros para abajo, rebujito”, exclama Antonio Burgos en uno de sus artículos. Y es que realmente, ambas bebidas son de lo más autóctono de nuestro país. Manzanilla, hielo y gaseosa. Para qué más.


Por:  Cecilia Bogaard
 Enviar a un amigo Cerrar X 

¡Corre la voz!

  *Email de tu amigo:
  *Tu nombre:
  Mensaje personal (opcional):
250 carácteres máximo.
 
No guardamos ni utilizamos estos datos para ningun otro uso aparte de mandar un enlace a este artículo a tu amigo.

Cóctel típico andaluz
Tiempo: 2 minutos
Comensales: 1, 2, 3… y los que vengan
Sugerencia: llevar la cuenta de los rebujitos que llevamos. Se suben muy rápido a la cabeza
Destaca por: estar presente en todas las ferias andaluzas

No falta ni en las ferias ni en las romerías y es que es autóctono como él solo. A algún rociero se le ocurrió en plena romería mezclar gaseosa, manzanilla gaditana y hielo. Y oye, que la cosa gustó y cómo. Litros y litros de rebujito pasan de unas manos a otras para soportar ‘la caló’ y continuar la fiesta.

La Guita, clásica marca gaditana de vino manzanilla, vio un filón en el rebujito. Y no vio mal. Era la receta ideal para que también los jóvenes consumiesen su fino. Así que difundió este cóctel típicamente andaluz, más fácil de beber y más refrescante. Y el resultado puede verse cualquier clásico ‘día después’, cuando las ojeras nos llegan a los pies y la cabeza sí que la tenemos hecha manzanilla.

Los detractores tampoco le faltan. No por la resaca, sino porque para algunos aguar la manzanilla con gaseosa es todo un sacrilegio. Los hay puritanos y los hay que aceptan lo que les pongas en la mano, siempre con hielo. No es extraño tampoco descubrir que te miran asombrados cuando pides un rebujito fuera de temporada, es decir, de ferias. Pero es que también están los que lo adoran.

SimpleViewer requires Macromedia Flash. Get Macromedia Flash.
This is a WPSimpleViewerGallery


Cada cuál a su gusto, por eso en los ingredientes hemos puesto un litro de manzanilla, un litro de gaseosa y hielo. De mezclar todo el mundo sabe. Otra cosa es que la proporción de elementos sea la perfecta. Allá cada cuál. Y además, cada localidad se ha especializado en el arte del rebujito, con lo que la receta varía ya entre localidades vecinas de Cádiz: en Puerto de Santa María se elabora con el Fino Quinta o Pavón y sus proporciones mantienen siempre el tercio de vino por el dos tercios de gaseosa; en Jerez, se respetan esas mismas proporciones, pero se usa el vino Tio Pepe; En Sanlúcar, por supuesto, utilizan manzanilla La Guita, que para algo es la suya.

1. Comprar los ingredientes.

2. Meter el hielo en el congelador para que no se derrita.

3. Poner un vaso en una superficie estable y echar hielo. Verter la cantidad de manzanilla que sepamos que nuestro cuerpo puede aguantar y añadir gaseosa hasta el borde. Lo ideal, es que la proporción sea la anteriormente citada -por si las moscas-.

4. Beber y repetir hasta hartarse.

Algunos añaden algunas hojas de menta en el cóctel, pero esto sólo suele suceder en los primeros tragos. A la quinta jarra de rebujito suelen olvidarlo, así que es un paso que os podéis saltar perfectamente.

Ingredientes


  • 1 litro de manzanilla
    1 litro de gaseosa
    Hielo

  • Enlaces





    0 comentarios.


    Comenta este artículo :

    A tener en cuenta: Los comentarios fuera de tono o inapropiados serán editados o borrados. Las direcciones de correo nunca serán publicadas. Ten también en cuenta que los campos marcados con * son obligatorios.







    Buscar 
    bar

     

    pregúntanos

    A dónde ir, qué ver, qué comer... PREGÚNTANOS.
    ayuda

     

    AGENDA
    CULTURA
    NEGOCIOS
    EXPLORA
    SOCIEDAD
    SERVICIOS
    Tertulia Andaluza S.L. 2017 © Todos los derechos reservados. Aviso Legal. Tertulia Andaluza Web Design