REGÍSTRATE | SUSCRIBETE | english


Mokambo

Son siete y consiguen que su música parezca nacida de uno solo. En el proceso, mestizaje de sonidos étnicos, ritmos latinos, flamenco, soul y jazz, influencias que viven y llevan a sus propias composiciones. Jorge Pardo les ha avalado participando con ellos en su primer directo. Que nos quiten lo tocao, su primer trabajo. No les llevaremos la contraria.


Por:  T. de la Rosa
 Enviar a un amigo Cerrar X 

¡Corre la voz!

  *Email de tu amigo:
  *Tu nombre:
  Mensaje personal (opcional):
250 carácteres máximo.
 
No guardamos ni utilizamos estos datos para ningun otro uso aparte de mandar un enlace a este artículo a tu amigo.

Banda malagueña
Nació: en 2005
Ubicación: Málaga
Destaca por: su compleja y rica base instrumental
¿Sabías que? Mokambo realizó la banda sonora de Er Pata, un corto que homenajea a Camarón y su La leyenda del tiempo

Mokambo suena a flamenco, a latin jazz, a música étnica. Este septeto malagueño toca al ritmo de los latidos de su ciudad y de un alma que tiene del blues el desamor de sus letras. La guitarra flamenca, el bajo eléctrico, el piano, el cajón, la trompeta, el birimbao, la flauta travesera se conjugan en las canciones de su primer disco, Que nos quiten lo tocao, un trabajo compuesto por 13 canciones arraigadas a la tierra en su más amplio sentido de la palabra.

Ana Mata, ‘La Negra’, su tez morena y sus ojos oscuros dan fe del nombre, es la segunda cantante de la banda que con ella ha adquirido un deje de blues, de soul norteamericano de mitad del siglo pasado, a diferencia del protagonismo flamenco de su primera época. “Cada uno aporta algo de su manera de ver la música”, explica La Negra. Testigo de ello son las canciones que renacen una y otra vez cuando transitan de mano en mano en el local de ensayo hasta conformar la versión definitiva, un viaje que ellos mismos llaman “mokambizar” y en el que los temas beben de las influencias musicales de cada miembro de la banda. Entre ellas, Chano Domínguez, Gerardo Núñez o Javier Limón en la producción, sin contar con la de Paco de Ronda, conocido guitarrista malagueño y padre de Curro Sánchez, el encargado de rasgas las cuerdas de la guitarra flamenca en Mokambo.

SimpleViewer requires Macromedia Flash. Get Macromedia Flash.
This is a WPSimpleViewerGallery


Los ritmos latinos sientan la base de muchas de sus composiciones y entre ellos el candombe, un estilo uruguayo de raíces africanas: “la fusión está a la orden del día”, aclara la cantante de la banda. ¿Qué aporta Mokambo a un terreno saturado de esa amalgama mestiza? “La letra y las composiciones son más elegantes de lo que estamos acostumbrados a escuchar. Un tipo de música muy cuidada, la nuestra no es cualquier fusión, desde mi humilde opinión”, concluye. Los sueños perdidos, las fantasías que se dejan atrás en el camino de la vida son algunos de los temas recurrentes en sus canciones, aunque no faltan juegos con el oyente: “Sólo quieres que me duerma entre tus brazos y me arrodille susurrándote al oído maldiciones” dice una de ellas. “Maldiciones se creó como una canción al despertador, aunque en el trasfondo parezca que estás maldiciendo a alguien”, desvela Mata.

Sobre el escenario, la experiencia de Ana Mata como actriz teatral -es miembro además de la compañía de teatro infantil La Pulga- transmiten la fuerza de sus canciones al público. “En el escenario debo adquirir todavía mi personalidad como cantante, no actúo, soy Ana”, comenta La Negra, “allí arriba te das cuenta de tus carencias y quieres seguir aprendiendo”. Algunos de ellos, como Daniel Salazar (piano), Ángel Chinchilla (trompeta) o Curro Sánchez (guitarra flamenca), tiene formación musical. Otros se forman en el camino a perfeccionar lo que muchas llamarían talento o don. Para hacerlo no se buscan malas compañías: sus filas crecen en los directos a los que pueden subirse al escenario antiguos miembros de la banda como Lorena Alcaraz o incluso grandes maestros como Jorge Pardo, que participó en su directo de presentación en Mijas. “Fue maravilloso tocar con él. Se sentó con Curro cinco minutos antes de empezar. Fue haciendo una soleá como un cantaor pero con la flauta. Yo cantaba y le miraba con la boca abierta pensando que no podía ser que estuviera ahí con nosotros. Al terminar ¡nos dio las gracias él a nosotros! Eso es ser grande”, comenta la cantante.

“Las cosas irán viniendo, lo importante es currarte muchos temas y que cuando llegue el momento de tocar a la gente le guste y le muestres algo interesante”, responde Mata cuando sacamos a relucir sus perspectivas de futuro. “Ojalá podamos vivir de esto”, prosigue, “es difícil, hace falta un apoyo al artista malagueño, pero disfrutamos intentándolo”. No en vano, según nos cuenta la única mujer del grupo, el nombre de Mokambo surgió en una noche de fiesta: “Les salió un ‘¡vámonos al mokambo!’, como ‘¡vámonos al cachondeo!’ y así se quedó”. Ana Mata, Curro Sánchez, Daniel Salazar, Nacho Caramelo, Rubén Fernández, Andrés Arbelo y Ángel Chinchilla se han encontrado para conformar una ’small band’ que contempla la música desde su origen y la lleva al público, su último destino.

Enlaces





0 comentarios.


Comenta este artículo :

A tener en cuenta: Los comentarios fuera de tono o inapropiados serán editados o borrados. Las direcciones de correo nunca serán publicadas. Ten también en cuenta que los campos marcados con * son obligatorios.







Buscar 
bar

 

pregúntanos

A dónde ir, qué ver, qué comer... PREGÚNTANOS.
ayuda

 

AGENDA
CULTURA
NEGOCIOS
EXPLORA
SOCIEDAD
SERVICIOS
Tertulia Andaluza S.L. 2014 © Todos los derechos reservados. Aviso Legal. Tertulia Andaluza Web Design