REGÍSTRATE | SUSCRIBETE | english


Jazztease

Bromear con el jazz no es tarea fácil si no se tiene un buen sentido del humor. Este trío malagueño hace gala de él sobre el escenario, mientras devuelve a la vida a los grandes del género. Son músicos en cuerpo y alma. Son arqueólogos del jazz.


Por:  B.A. Etxaniz
 Enviar a un amigo Cerrar X 

¡Corre la voz!

  *Email de tu amigo:
  *Tu nombre:
  Mensaje personal (opcional):
250 carácteres máximo.
 
No guardamos ni utilizamos estos datos para ningun otro uso aparte de mandar un enlace a este artículo a tu amigo.

Banda de jazz
Nació: en 2008
Ubicación: Málaga
Destaca por: sus formación musical y por ser capaces de defender clásicos del jazz con su propia personalidad
¿Sabías que? reinterpretaron el himno de Andalucía a petición de la Consejería de Educación

Dicen que Jazztease nació como resultado de sentar en el banquillo de los acusados a grandes damas de la canción como Ella Fitzgerald, Aretha Franklin o Billie Holiday. No dudamos de que cualquiera de esas maravillosas voces negras estarían satisfechas al ver a Ana Sánchez, Adrián Ruíz e Ignacio Doña interpretar sus canciones en el escenario. Pero si algo caracteriza a esta banda malagueña es que no se limita a reproducir sus canciones, sino a danzar entre sus pentagramas, dar la vuelta a las corcheas y subirse a los sostenidos. Jazztease hace que las canciones suenen a Jazztease mirándose en el espejo de los grandes.

“Yo era una voz sin músicos”, cuenta Ana Sánchez, cantante de la formación -y abogada en sus ratos libres, o viceversa-. Un par de llamadas y de la enorme cantera de artistas malagueños surgieron Nacho Doña, pianista y profesor de Improvisación y Acompañamiento al piano en el Conservatorio Profesional Gonzalo Martín Tenllado de la capital, y Adrián Ruiz, un joven estudiante de saxofón y flauta, que no dejaron a Sánchez a la deriva por más tiempo. Su broma del jazz, como su propio nombre indica, nace en su sentido del humor y en su única pero no solitaria intención de disfrutar de la música. “El jazz siempre ha sido una música muy trascendente”, comenta la cantante, “y desde el máximo respeto queríamos darle un punto de humor para animar a la gente a que se atreva con él”.

SimpleViewer requires Macromedia Flash. Get Macromedia Flash.
This is a WPSimpleViewerGallery


“Nos gustan las canciones alegres y positivas, las que nos transmiten energía” revela Sánchez. La suya es una labor de arqueología del jazz, en continua búsqueda de las composiciones originales, conmovedoras y apenas conocidas que gustan de desenterrar y subir a las tablas. “Lo bueno del jazz es lo versátil que puede ser”, esclarece Doña, “cuando tocas una canción nunca te sale dos veces exactamente igual. Da tal sensación de libertad y crea tal grado de expectación que engancha mucho. Yo nunca acompaño al piano de la misma manera”.

Entre descubrimientos y apropiaciones debidas, en su repertorio no faltan temas como Ain’t misbehaving de Fats Waller o la maravillosa Come rain or come shine de Harold Arlen. El trío tampoco evita los saltos en el tiempo, sus propias ‘escapadas del jazz’, que les llevan a interpretar canciones de Renato Carosone como Tu vuo’ fa l’americano o It’s oh so quiet de Björk. ¿La curiosidad? Su capacidad para comenzar tocando una canción y terminar interpretando otra en una suerte de alquimias realizadas mediante cuerdas vocales, teclas de piano y el aliento de Ruiz. Así, su Putting on the ritz culmina con I don’t mean a thing sin que ni a Irving Berlin ni a Duke Ellington les dé tiempo a saber qué ha ocurrido.

Jazztease anda el camino que lleva labrando desde 2008 con la satisfacción de haber dado cada uno de los pasos. “No nos ponemos ningún listón”, explica Doña, “consideramos que cada cosa que hacemos es la mejor que hemos hecho hasta el momento, desde la maqueta hasta el último concierto”. “Estamos satisfaciendo una necesidad de expresarnos. Cuando lo haces lo transmites de esa forma al público”, apunta Sánchez. La composición está entre las futuras tareas de esta banda que por ahora se atreve, y ya es atreverse mucho, con las canciones de los más grandes músicos de todos los tiempos. La banda malagueña nos invita a los benditos antros de la antigua Nueva Orleans en pleno siglo XXI.

Enlaces





0 comentarios.


Comenta este artículo :

A tener en cuenta: Los comentarios fuera de tono o inapropiados serán editados o borrados. Las direcciones de correo nunca serán publicadas. Ten también en cuenta que los campos marcados con * son obligatorios.







Buscar 
bar

 

pregúntanos

A dónde ir, qué ver, qué comer... PREGÚNTANOS.
ayuda

 

AGENDA
CULTURA
NEGOCIOS
EXPLORA
SOCIEDAD
SERVICIOS
Tertulia Andaluza S.L. 2019 © Todos los derechos reservados. Aviso Legal. Tertulia Andaluza Web Design