Tertulia Andaluza Versión para imprimir print Imprimir

Restaurante Crepería Santa Fe - Tarifa (Cádiz)

El chef Benoit Mangeon no llegó a Tarifa con un pan bajo el brazo, sino con 25 kilos de harina y dos planchas para elaborar auténticos creps bretones. Lo que comenzó siendo una crepería ha pasado a ser un restaurante franco-español en el que la historia se saborea a cada plato. Un súbito viaje a Francia en plena Alameda Tarifeña.

Por: Laura Gris

Restaurante y crepería
Nació: en 2000
Fundado por: Benoit Mangeon
Ubicación: Tarifa (Cádiz)
Precio: 12€ (creps), 25€ (carta)
Destaca por: seguir recetas auténticas y tradicionales
¿Sabías que? elabora sus creps con harina de trigo sarraceno

A estas alturas ya no vale que te digan que el tomate es tomate o que el pan es pan cuando ninguno de ellos tienen el sabor que le corresponde. En cuestiones alimenticias hemos acabado identificado los productos por lo que no son: es como si el diccionario gustativo se hubiera borrado de pronto, obligándonos a redefinir los sabores que llegan a nuestro paladar. Benoit Mangeon se propuso en 2000 que sus creps sí supieran a creps. No sólo consiguió que lo hicieran, sino que provocaran viajes directos a Bretaña a cada bocado.

Como para tantos otros, Tarifa [1] fue más que un puerto en la ruta de su barco de vela. Tuvo que retornar a Francia, pero no residió allí durante mucho tiempo: con 25 kilos de harina bajo un brazo y dos planchas bajo el otro, Benoit tomó de nuevo rumbo a Tarifa con el firme propósito de abrir su propio restaurante, Santa Fe, que hoy ha pasado de ser la primera crepería de la localidad a convertirse en un restaurante que ofrece, además, platos de cocina franco-española.

En plena Alameda tarifeña, vecinos y turistas hacen parada en este inusual restaurante: algunos por curiosidad, otros por una adoración eterna a las elaboraciones de Mangeon. Decenas de opciones, saladas y dulces, se presentan en las mesas que pertenecieron a una antigua crepería bretona y que otorgan al espacio un aire artesanal, rústico y acogedor -no en vano, en sus paredes cuelgan auténticos utensilios para elaborar los creps a la antigua usanza-.

“No soy una gran enamorado de los creps, pero la persona que me enseñó a hacerlos sí. Aprendí a hacerlos como él y eso se transmite”, explica Benoit Mangeon, cocinero formado en Bretaña y en la zona de Los Alpes. A pesar de su negación, no puede contener cierta emoción al explicar la historia y el proceso de elaboración de su plato estrella: “Nuestros creps se hacen de la manera tradicional, es decir, con harina de trigo sarraceno. En Bretaña el sarraceno era el pan del pobre, porque había un impuesto sobre el cereal del trigo. Hacían hasta sopa con él”.

Más perfumado que el de la harina de trigo convencional, el sabor de la de sarraceno concede a los creps más intensidad y reminiscencias campestres. “Algunos no se atreven con los creps, pero hay que educar al paladar y arriesgarse a probarlos. No me gusta hacer lo mismo que los demás, no por ser el mejor, sino por ofrecer algo diferente, dar a la gente la posibilidad de elegir”, comenta Mangeon. Las estrellas de la carta son el crep Tres guarniciones (tomate, cebolla y champiñones), Cabra (lechuga, miel y nueces) y el Provenzal (pisto con huevos). Escucha al servicio, y si te ofrecen combinar un crep con sidra francesa ni lo dudes: la combinación resulta exquisita.

Si después de probarlos todos prefieres cambiar de aires, en Santa Fe tienes otras opciones. Te recomendamos los platos elaborados a partir del pato: el salteado de foie, la ensalada de pato, el magret y el confit son algunas de las especialidades de la casa. No te pierdas la Tartiflette -un pastel gratinado de patata, bacon, cebolla y queso de Los Alpes-, el Gratin Dauphinois -una milhojas de patatas cocidas en leche y ajo-, o la Fondue Pochtronne, de carne y vino. Y por supuesto, los postres: toda una serie de creps dulces que van desde los clásicos de chocolate y caramelo hasta el Normande, de manzana flambeada con calvados -ya un clásico tarifeño-.

A estas alturas ya no vale que te digan que el tomate es tomate o que el pan es pan. No hace falta ser un observador avezado para darse cuenta de que en los tiempos que corren es tan difícil encontrar algo diferente como algo auténtico. En la terraza del Restaurante Crepería Santa Fe, cuando se pone el sol y el levante da un respiro a Tarifa, o incluso en el comedor interior con la calidez de las maderas durante el invierno, la cocina recupera su sentido, la tradición ocupa su lugar y el comensal redescubre un sabor perdido a través del tiempo, a través de escaparates, ingredientes innombrables y luces de neón. Bretaña en el centro de Tarifa. Los creps se iluminan en la Costa de la Luz.


¿Cómo llegar?


Restaurante Crepería Santa Fe
Paseo de la Alameda, s/n
956682303
Tarifa, Cádiz

Horario: de miércoles a lunes, de 12:00 a 15:30 y de 19:00 a 00:00. Martes cerrado. Temporada baja: cerrado de noviembre a marzo.


Ver Tertulia Andaluza en un mapa más grande

Enlaces



Enlaces dentro del artículo


[1] Tarifa: http://www.tertuliaandaluza.com/explora/tarifa-guia-del-viajero/

URL: http://www.tertuliaandaluza.com/explora/cadiz-explora/restaurante-creperia-santa-fe-tarifa-cadiz/

http://www.tertuliaandaluza.com/explora/cadiz-explora/restaurante-creperia-santa-fe-tarifa-cadiz/ - tertuliaandaluza.com © Tertulia Andaluza S.L. 2009